langage change

Immigration Bureau of Japan

sp menu

Procesos de entrada y retorno<Procedimientos de desembarque para extranjeros (artículo 6 de la Ley de Control de la Inmigración)>

ADOBE READER

Procesos de entrada y retorno<Procedimientos de desembarque para extranjeros (artículo 6 de la Ley de Control de la Inmigración)>

Los extranjeros que quieran aterrizar en Japón, como regla principal tienen que pasar por una inspección por parte de los inspectores de inmigración, en los puertos de entrada/salida preestablecidos por la Ordenanza del Ministerio de Justicia.

La inspección a la entrada que realizan los inspectores de inmigración, tiene como objetivo evitar la entrada de los extranjeros no gratos para nuestro país, tales como inmigrantes ilegales, personas a quienes se les deniegan permiso de desembarque y los que intentan entrar con propósitos perjudiciales para nuestro país, por lo que es imprescindible para la realización de un control de la inmigración equitativo. Los extranjeros que quieran aterrizar en nuestro país, podrán hacerlo de manera legal por primera vez, cuando hayan aprobado la inspección a la entrada en el país, y después de haber recibido en su pasaporte el sello de aprobación de entrada. Los extranjeros que no hayan pasado por la dicha inspección, no podrán entrar en Japón de manera legal y en caso de entrar sin permiso, cometerán el delito de entrada ilegal o desembarque ilegal en Japón, siendo sujetos a ser expulsados o juzgados por vía penal.

Ahora, ¿cuáles son los requisitos que tienen que cumplir los extranjeros para que se les permita la entrada en Japón? La Ley de Control de la Inmigración establece los cinco requisitos a cumplir por parte de los extranjeros que deseen la entrada en el país.

  1. Tenencia de un pasaporte válido o visado válido emitido por Consulado de Japón o autoridad competente.
  2. Que las actividades que son motivos de solicitud de estancia (las actividades que van a desarrollar en Japón) no sean falsas.
  3. Que las actividades que van a desarrollar en Japón correspondan a algunas de las establecidas por la Ley de Control de la Inmigración para solicitar el permiso de estancia.
    Así mismo, en cuanto a la solicitud de estatus de residente que requiera de examinación y aprobación de criterios específicos, tendrán que cumplir las reglas establecidas.
  4. Que el período previsto de estancia corresponda a lo establecido por el reglamento de la norma de aplicación.
  5. Que no corresponda a lo establecido en el artículo 5 de la Ley de Control de la Inmigración
    sobre la negativa de permiso de desembarque.

La solicitud de desembarque, debe realizarse a través de los procedimientos establecidos por el Ministerio de Justicia en los puertos de entrada/salida. Así mismo, los extranjeros que deseen solicitar el permiso de desembarque, menos las situaciones de excepción determinadas por las leyes, deben entregar su información de identificación personal (huella digital y foto del rostro) a los inspectores de inmigración.

Como resultado de la inspección por parte de los inspectores de inmigración, en caso de considerase que no reúne los requisitos para el desembarque, será entregado a un funcionario encargado de la investigación para ser sometido a procedimiento oral. Y también, en caso de no entregar la información de identificación personal por parte de los extranjeros sin condición especial a los que les sea permitido, serán sometidos al mismo procedimiento.

Como resultado del procedimiento oral, si el funcionario encargado de la investigación ve que sí reúne condiciones para el desembarque, se le concederán inmediatamente el permiso. El extranjero que es juzgado como no apto para el desembarque, tendrá dos opciones: aceptar la sentencia del funcionario encargado de la inspección, o presentar una objeción contra él. En caso de someterse a la resolución del funcionario inspector, se le ordenará la salida del país. Y en caso de oponerse a la resolución presentando una objeción, podrá solicitarlo al Ministro de Justicia, dentro de tres días después de la resolución.

El Ministro de Justicia, recibiendo la solicitud de objeción por parte del extranjero juzgado como no apto para las condiciones de desembarque en el territorio japonés, examinará el hecho que justifique esa solicitud, es decir tomará decisión a favor o en contra del cumplimiento del extranjero de las condiciones para la entrada a Japón. Y como resultado de la decisión, si es juzgado como “con motivo justificado” le será concedido inmediatamente el permiso, sin embargo si es juzgado como “sin motivo justificado” se le ordenará la expulsión del país. Si el extranjero con orden de expulsión no sale de Japón sin demora, se tomará la medida de expulsión forzada.

El Ministro de Justicia, cuando se confirme el motivo justificado para conceder el permiso especial para el desembarque, aun cuando se haya juzgado como “sin motivo justificado” a la objeción presentada por el extranjero, podrá concedérsele (medida llamada “autorización de desembarque especial”).

Como puede observarse, en el proceso de la inspección de desembarque de los extranjeros en Japón, los extranjeros disponen del derecho de justificar y demostrar su cumplimiento de los requisitos para el desembarque en Japón.